Desde hace un tiempo que tengo una cuenta en Twitter, un microbloging que muchos ya conoceréis y que te permite contar historias o mejor dicho, pequeñas historias, ya que tiene un límite de 140 caracteres. En twitter la gente no sólo te lee si no que tienes followers (seguidores) y following (a quién tu sigues) y tu éxito e importancia se mide por la distancia que hay entre unos y otros. Por otro lado, al igual que en la blogosfera, hay unos gurús superfamosos y superinfluyentes a los que hay que seguir si o sí si quieres molar y estar enterado de todo lo que ocurre en el 2.0. Por ejemplo y según @plastidecor serían @guiye, @luisrull, @perdro10 o @edans (el más superguay de todos los twiteros del universo al cual yo no sigo por pesao). Un auténtico faranduelo vaya al más estilo creativo publicitario. A otro nivel estamos los piltrafillas como yo que no superamos ni los 100 seguidores pero que tampoco nos importa demasiado, como tampoco nos improta demasiado el número de visitas que tenga nuestro blog ni el google page rank, ya que lo único que queremos es vomitar nuestras entrañas emocionales en un muro digital y no, o al menos por ahora, ganarnos la vida con ello. Lo importante es seguir a quién realmente te interese en función de tus gustos: música, cocina, marketing, cine, etc. Lo importante es buscarlos y al final, se encuentran y si no, es que no es suficientemente importante (pillad el tono irónico). En twitter también puedes etiquetar plabras (#palabra) y a las personas (@nombre) y puedes poner fotos con Twitpic y acortar Urls con Tinyurl.com

Pues eso, que si alguien de los que anda por Donde Habita el Olvido le apetece tener un twitter que busque @marimosa y ahí estaré yo para servirle. De ahí, ese gracioso pajarraco que véis a la derecha obra de Jax o también conocido como @madeinjax.

Comments (1)

On 10:02 p. m. , Bego dijo...

uuuuuyyy, ya veo que me estoy convirtiendo en la mujer desactualizada, aunque no sé si eso es compatible con ser periodista. Madre mía, qué estrés con tanta conexión, hipervínculo y ciber relaciones. Gracias por los apuntes. Besitos