En este caso, el supermercado o todas aquellas empresas dedicadas a la alimentación (supermercados, catering, hoteles). En los últimos años, todos hemos visto por las calles a la hora más o menos en que se cierran los supermercados, gente que se agolpa en las puertas a la espera de que estas superficies "tiren" aquello que ya no pueden poner a la venta. La mayoría de veces, son alimentos que están en buen estado, a punto de caducar o recientemente caducados (en el peor de los casos) pero que son aptos para ser ingeridos por cualquier persona. Es normal que haya gente, cuyos medios y economía están en el umbral de la pobreza se aprovechen de estos "deshechos" que el primer mundo ya no quiere.

Sin embargo, esta práctica no sólo es propia de gente sin recursos si no que es una iniciativa que viene de Estados Unidos, como forma de protesta y crítica al sistema económico actual en los países desarrollados. Y esta iniciativa recibe el nombre de "freeganism" y Freegan (viene de la palabra inglesa Vegan, vegetariano) es el nombre que reciben las personas que lo practican. Pero no sólo con la alimentación, si no con todo aquello que nos rodea. Se oponen y con sus actos lo reflejan de alguna forma, a esta sociedad basada en el materialismo, el consumismo, las apariencias, el conformismo, la competitividad y la apatía. ¿Quién no ha cogido un mueble de la calle para su casa? Este es otro ejemplo de lo que haría un freegan.

Pensad por un momento... ¿No os parece injusto que haya millones de personas que mueren al día de hambre en el mundo, mientras otras tiran la comida? Y este es sólo un ejemplo... ocupar edificios abandonados y rehabilitarlos (de verdad, limpios y apañados), reducir la jornada laboral para que otra persona pueda trabajar las horas restantes y así reducir el paro, reutilización de objetos, reciclaje, medios de transporte ecológicos... Todo esto con el objetivo de vivir de una forma sostenible y volver a la época en la que el plástico, por ejemplo, casi era un lujo...

En El Invernadero de Lavapiés, un colectivo del conocidísimo barrio madrileño de Lavapiés, se han tomado muy en serio esta iniciativa y van a realizar una cena freegan, para reclamar mayor conciencia social sobre la situación insostenible a la que hemos llegado. Desde la recogida de alimentos hasta su preparación y posterior degustación y disfrute de las recetas.

Yo espero asistir, ya os contaré qué tal...

Comments (3)

On 10:49 p. m. , Bego dijo...

Cuando estaba en el Palomar, íbamos cada sábado a reciclar cada sábado, porque en el mercado tiran todo lo que sobra que es perecedero aunque prácticamente está en buenas condiciones. Hay que ver lo que se llega a despercidiar. Es una pena. Me alegro que haya gente que lo aprovecho y me da rabia que parezca un acto de mendicidad cuando en realidad debería ser un acto de "casi compañerismo", por decirlo de algún modo...

 
On 2:10 p. m. , p8ladas dijo...

Yo he visto a mucha gente en pleno barrio de Salamanca, y me parece estupendo.
Por cierto la cena esa? Cuándo es?
Me apunto!

 
On 4:21 p. m. , Norma dijo...

Ay mi perriflauta-fashion favorita!!
Pues es la semana que viene creo pero entra en el blog de invernadero, el link lo tienes en el post y ahi te viene toda la info. Lo que mola no solo es la cena, si no ir un día a recoger la comida tú mismo, que lo harán todos los días de esa semana por diferentes zonas de madrid. Hoy en teoría tengo una reunión para hablar del tema así que te informo en cuanto sepa más...